Can Be Cloud ayuda a su empresa en la elaboración e implementación del plan de contingencia y continuidad de su negocio para prevenir, proteger y reaccionar de forma adecuada ante cualquier incidente de seguridad que comprometa la integridad de la información y la continuidad de su negocio:
 
  • Determinación del alcance: Si nuestra empresa presenta cierta complejidad organizativa o de procesos, abordar un proceso de mejora de la continuidad puede conllevar un número de recursos y un periodo excesivo. Por tanto, es recomendable comenzar por aquellos departamentos o áreas con mayor importancia y progresivamente ir ampliando la continuidad a toda la organización. Para ello siempre con el compromiso e implicación de la dirección.
  • Análisis de la organización: Durante esta fase recopilamos toda la información necesaria para establecer los procesos de negocio críticos, los activos que les dan soporte y cuáles son las necesidades temporales y de recursos.
  • Determinación de la estrategia de continuidad: Conocidos los activos que soportan los procesos críticos, debemos determinar si en caso de desastre, seremos capaces de recuperar dichos activos en el tiempo necesario. En aquellos casos en los que no sea así, debemos determinar las diversas estrategias de recuperación.
  • Desarrollo de una respuesta a la contingencia: A partir de las estrategias de recuperación escogidas, se realiza la selección e implantación de las iniciativas necesarias, y se documenta el Plan de Crisis y los respectivos documentos para la recuperación de los entornos.
  • Prueba, mantenimiento y revisión: A partir de la infraestructura tecnológica de nuestra empresa, desarrollaremos los planes de prueba y mantenimiento.
  • Concienciación: Además del análisis y la implantación, es necesario que tanto el personal técnico como los responsables de nuestra empresa conozcan qué es y qué supone el Plan de Continuidad de Negocio así como qué se espera de ellos.